Nuevas fotos de Gerard Piqué y Clara Chía Martí en la boda de unos amigos del futbolista

Cuando la opinión pública todavía estaba procesando las impactantes fotos que trascendieron de Gerard Piqué y su nueva pareja, Clara Chía Martí, intercambiando besos y abrazos en un concierto del cantante Dani Martín, ahora la revista ¡Hola! publica en su nueva edición otra tanda de imágenes que no dejan lugar a dudas sobre lo consolidado que está ya este mediático y polémico romance.

Nuevas fotos de Gerard Piqué y Clara Chía Martí en la boda de unos amigos del futbolista

AGUAJERO DIGITAL

Cuando la opinión pública todavía estaba procesando las impactantes fotos que trascendieron de Gerard Piqué y su nueva pareja, Clara Chía Martí, intercambiando besos y abrazos en un concierto del cantante Dani Martín, ahora la revista ¡Hola! publica en su nueva edición otra tanda de imágenes que no dejan lugar a dudas sobre lo consolidado que está ya este mediático y polémico romance.

Los dos enamorados aparecen elegantemente vestidos y paseando de la mano en estas últimas instantáneas, ya que recientemente acudieron a la boda de unos amigos en la Costa Brava.

La pareja no escatima en caricias para exhibir la buena marcha de su noviazgo, ajenos como eran a las siempre atentas cámaras de los paparazzi.

Ambos parecían asumir que el acto estaría totalmente blindado a las indiscretas miradas del exterior, por lo que no tuvieron reparo en desplegar toda clase de gestos de cariño y miradas cómplices.

Según explica la publicación, el central del FC Barcelona ejerció como testigo en el enlace de Albert Pedret, uno de sus mejores amigos fuera del fútbol, y de su ya esposa Anna Torno.

Lejos de ser una mera invitada, Clara habría demostrado en las estampas que también mantiene una estrecha relación con la pareja, posiblemente en el marco de su trabajo como relaciones públicas en Kosmos, la empresa de organización de eventos fundada y dirigida por el propio Piqué.

El que fuera pareja de la cantante Shakira, padre de los pequeños Milan y Sasha con la celebridad, se enfundó en un traje azul marino, combinado con camisa blanca y exento de corbata, mientras que Clara lució un colorido vestido de rayas muy apropiado para el idílico entorno mediterráneo en el que se encontraban.

De ser ciertos los rumores al respecto, esta nueva muestra de amor por parte de Piqué y Clara supondría otro incumplimiento del pacto al que habrían llegado el futbolista y la estrella musical, vigente durante su primer año separados.

Ambos habrían acordado ser extremadamente cuidadosos para evitar que salieran a la luz futuras relaciones o escarceos amorosos, todo ello a fin de proteger el bienestar de sus retoños.