Duquesa sigue lanzando “copos de humo”

Del vertedero de Duquesa sigue saliendo “copos de humo” de los reducidos espacios donde la basura todavía quema y, de continuar el ritmo de trabajo de las autoridades, en pocos días desaparecerá por completo la humareda que desde el 28 de abril sale del botadero debido a un incendio. Los volteos no paran de cargar caliche y arcilla para rellenar los residuos quemados y las cuatro unidades de bomberos se mantienen en la zona por si surge alguna eventualidad. Los tractores siguen sacando tierra de la parte suroeste y abriendo camino para sellar esa zona. Ya el lado norte está totalmente sellado, al igual que el sureste, pero queda la quema en el centro, y de acuerdo con el ministro de Obras Públicas, Ramón Pepín, es una forma de que el basurero descargue los gases de su interior. Para ello se colocarán respiradores para evitar la concentración del metano o cualquier otro tipo de biogás. Mientras se continúa en esos trabajos, también se adelanta la construcción de una celda sanitaria para el relleno sanitario que se construirá en la parte oeste, en donde le llaman La Mina. Aquí se construye una fosa, a la que le colocarán membranas para la decantación de gas, evitar la filtración de lixiviados en el subsuelo y conducir los líquidos hasta una planta de tratamiento. El propósito es que, además de recibir las más de cuatro mil toneladas que llegan desde el Gran Santo Domingo hasta Duquesa todos los días, se continúe con el cierre técnico y se habiliten espacios para un verdadero relleno sanitario que evite situaciones de emergencias como la iniciada hace 26 días este sábado.

Duquesa sigue lanzando “copos de humo”
AGUAJERO DIGITAL

Del vertedero de Duquesa sigue saliendo “copos de humo” de los reducidos espacios donde la basura todavía quema y, de continuar el ritmo de trabajo de las autoridades, en pocos días desaparecerá por completo la humareda que desde el 28 de abril sale del botadero debido a un incendio.

Los volteos no paran de cargar caliche y arcilla para rellenar los residuos quemados y las cuatro unidades de bomberos se mantienen en la zona por si surge alguna eventualidad.

Los tractores siguen sacando tierra de la parte suroeste y abriendo camino para sellar esa zona. Ya el lado norte está totalmente sellado, al igual que el sureste, pero queda la quema en el centro, y de acuerdo con el ministro de Obras Públicas, Ramón Pepín, es una forma de que el basurero descargue los gases de su interior.

Para ello se colocarán respiradores para evitar la concentración del metano o cualquier otro tipo de biogás.

Mientras se continúa en esos trabajos, también se adelanta la construcción de una celda sanitaria para el relleno sanitario que se construirá en la parte oeste, en donde le llaman La Mina. Aquí se construye una fosa, a la que le colocarán membranas para la decantación de gas, evitar la filtración de lixiviados en el subsuelo y conducir los líquidos hasta una planta de tratamiento.

El propósito es que, además de recibir las más de cuatro mil toneladas que llegan desde el Gran Santo Domingo hasta Duquesa todos los días, se continúe con el cierre técnico y se habiliten espacios para un verdadero relleno sanitario que evite situaciones de emergencias como la iniciada hace 26 días este sábado.