¿Complicidad por omisión o consciente de Danilo Medina?

Jean Alain Rodríguez Sánchez se encaramó en su trino gubernamental y desde su poltrona malversó y desfalcó el patrimonio público por mucho más de 6 mil millones de pesos -a […]

¿Complicidad por omisión o consciente de Danilo Medina?
AGUAJERO DIGITAL

Jean Alain Rodríguez Sánchez se encaramó en su trino gubernamental y desde su poltrona malversó y desfalcó el patrimonio público por mucho más de 6 mil millones de pesos -a juzgar por el expediente del Ministerio Público-, en operaciones tan asombrosas que se potencializan para una película de suspenso, moldeada por una pesadilla surrealista.

Al ser un galán de la extrema intimidad del presidente Danilo Medina Sánchez, se imponen estas interpelaciones: ¿complicidad por omisión o consciente del jefe de Estado?, ¿incapacidad de supervisión?, ¿negligencia presidencial? o ¿era una madeja dentro del tinglado?

Las imputaciones de la Procuraduría Especializada de Persecución de la Corrupción Administrativa (PEPCA) sitúan al ex mandante del gabinete inquisidor como el AS de las proezas delictivas. Apenas ha faltado que en el sumario de 12 mil 274 páginas sólo de Medusa, con tres mil 500 pruebas, se consigne que comía mondongo de moluscos sin concha, firmaba los documentos con los dedos encorvados; se enrollaba una culebra venenosa en el cuello, avituallado con un overol con pechera, para aquietarla en su rebeldía, y que se metió en una botella vacía en la que dormía despierto.

El ex procurador general de la República y miembro del comité central del Partido de la Liberación Dominicana (PLD) fue apresado el 30 de junio de 2021, y recluido en la cárcel de Najayo, convirtiéndose en el primer titular de esa dependencia en ser recluido -en 177 años de vida republicana- en una cárcel pública (Najayo) y procesado por actos típicos de hampones. La Fiscalía General lo incrimina de lavado de activos, falsificación de documentos públicos, robo de identidad, ciberdelito, soborno y otras infracciones, en un legado depositado el 9 de julio de 2022.

Jean Alain Rodríguez

Los titulares 

Cuan metrosexual y presumido que pedaleaba -como una majestad de la infidelidad a las leyes- un triciclo ministerial con el respaldo absoluto del solio presidencial, impactan los titulares publicados durante el citado mes por Listín Diario, Diario Libre, Hoy, El Caribe, El Nacional, El Día e innumerables digitales.

1.- Fiscales acusan a Jean Alain de desviar fondos públicos para apoyar a Gonzalo.

2.- Atribuyen a Jean Alain gran dispendio de dinero para activar en las redes.

3.- Jean habría usado $7.5 MM en vuelos pagados como renta de vehículos.

4.- Manejo irregular en gestión de Jean Alain. Cámara de Cuentas. El organismo fiscalizador confirma uso irregular de miles de millones de pesos.

5.- Irregularidades en Plan de Humanización. Ex funcionaria del Palacio está como adjudicataria.

6.- Constructoras de la Nueva Victoria habrían pagado 20% de sobornos a Jean Alain.

7.- Red Medusa se habría repartido el dinero recuperado del caso Odebrecht.

8.- Jean Alain compró terreno con dinero de Procuraduría.

9.- Tentáculos de la red Medusa llegaron hasta cárcel de Rafey. Sustrajo más de 25 millones en comida.

10.- Habrían subastado -de manera ilegal- bienes decomisados.

11.- Bufete de Jean Alain y varias empresas constructoras en el entramado. Ex funcionarios y empresarios en la acusación.

12.- Adjudicación de Nueva Victoria sería fraudulenta en su totalidad. MP dice Macarrulla firmó contrato y no cumplió y que hizo a ex procurador pago millonario sin justificación.

13.- Jean Alain solicitó a Medina autorización para usar RD$10,0000 millones en la nueva cárcel y éste lo hizo en una nota manuscrita.

14.- Empresa hizo transferencias millonarias a Jean Alain. Dinero se entregaba en dólares en casa del ex procurador.

15.- Jean Alain habría creado “patrimonio falso”. “El acusado llegó a la administración con el firme y decidido criterio de que el patrimonio público es para depredarlo y lo logró”.

16.- En contratos de alimentos habría fraude RD$87.9 MM. Caso Medusa. Se reproducían como verdolaga en Plan de Humanización.

17.- Una remodelación de 13 millones que se facturó en 34 en gestión de Jean Alain Rodríguez. Pepca atribuye al ex procurador y compartes el suplantar contrato original del inmueble. 

18.- Ex procurador adquirió solar a cambio de otorgar fuerza pública, dice Pepca.

19.- Cuñado de Jean Alain habría recibido contrataciones ilícitas para suministro de alimentos en cárceles.

20.- Jean Alain y su cuñado Rafy realizaban maniobras fraudulentas para obtener licitaciones de alimentos.

21.- Imputados en Caso Medusa recurrieron a pagos fraccionarios para favorecer empresa.

22.- Jean Alain autorizó nominillas para distraer fondos de la Procuraduría.

23.- Jean Alain creó un departamento en la Procuraduría para hacer actividades políticas.

24.- Jean Alain contrató transporte para empleados por más de RD$35 millones en tiempos de teletrabajo.

25.- Jean Alain adulteró su declaración jurada para distraer recursos del Estado, según Ministerio Público.

26.- Pepca: Jean Alain Rodríguez no dejó un solo estamento que no tocara y afectara.

27.- Un total de 41 personas y 22 empresas imputadas en acusación de Caso Medusa. Sin precedente.

28.- Los “sapos” fueron fundamentales para armar el caso Medusa.

29.- Los amigos de infancia, piezas claves para los fraudes de Jean Alain.

30.- Quiénes eran los periodistas e influencers atacados por las cuentas falsas de Jean Alain.

31.- Ocupan $500 millones en bienes a Jean Alain. Fiscales dicen que algunos de esos bienes fueron entregados por personas que aseguran Rodríguez les pidió que los compraran a nombre de ellos.

32.- Recuperan RD$800 millones en dinero y bienes de Medusa.

33.- Tres mil pruebas contra Jean Alain y compartes. La acusación al grupo incluye lavado de activos, estafa al Estado, desfalco, prevaricación.

34.- Supuesto peaje cobrado por Jean Alain tendría también fines políticos.

35.- Jean Alain iba a lanzar su candidatura presidencial. Según la acusación, habría contratado a asesora de Peña Nieto por 2 millones de dólares para posicionar su imagen.

¿Comió esa fruta el ex funcionario judicial sin el más mínimo conocimiento o consentimiento del jefe de Estado?

¿Acaso son cuñados o entre los dos existió o existe algún vínculo sanguíneo, aunque son Sánchez de distintos litorales?

¿Complicidad, o no…?

En un silbato tiravelitas, sin metaforismo, en el yacimiento Medusa balbucean, en un cortometraje sin letargo, las implicaciones jurídicas y la sabiduría filosófica/ética y moral.

El compinche, con una ruptura del protocolo oficial, en la cuestión concernida han suplantado el derecho en complicidad con la corrupción administrativa, y en la hilacha de la cooperación mutua o las miradas disimuladas, con una diversidad de entonaciones y escalas desiguales.

Danilo Medina

Conocimiento pleno

En el expediente contencioso, el Ministerio Público asevera que “desde el Poder Ejecutivo, en la persona del entonces presidente Danilo Medina Sánchez, todas estas acciones eran conocidas, permitidas y en algunos casos aupadas con acciones como permitir que la Procuraduría General de la República se embarcara en la construcción del Plan de Humanización del Sistema Penitenciario, sin tener planificación, pericia ni capacidad instalada para su ejecución”. (Listín Diario, 8 de julio de 2022).  

Por igual, sostiene que Jean Alain tuvo “la gran oportunidad a la que cualquier criminal de cuello blanco quisiera acceder: apoyo sin condición del primer ejecutivo de la nación, Danilo Medina Sánchez, poder, informaciones privilegiadas, mecanismos de investigación sofisticados, un gran presupuesto, una millonaria partida económica especial y una mega estructura”.

Opiniones similares emitió el movimiento cívico Participación Ciudadana: en innumerables ocasiones diversos sectores de la sociedad habían solicitado al presidente Danilo Medina la destitución de Jean Alain Rodríguez y que detuviera los excesos y anomalías que se denunciaban, pero esos reclamos nunca fueron atendidos y que, por el contrario, ese funcionario gozó de un apoyo incondicional, comprometiendo así la responsabilidad de las más altas autoridades de ese gobierno. (El Nacional, 13 de julio de 2022).

Incuestionablemente, la “lumbrera” gruñó como una ficha de confianza del presidente Medina Sánchez: en los primeros cuatro años de su gobierno (2012-2016) fungió como director ejecutivo del Centro de Exportación e Inversión de la República Dominicana (CEIRD), donde “formó una asociación de malhechores”; en la campaña electoral del 2016 como coordinador nacional del proyecto “República digital, y en el último mandato (2016-2020), como procurador general de la República.

Sentencias 

Las urdimbres de los superiores del ”bunker criminal”, solazados en la  “desmedida ambición de dinero  y poder”, están al descubierto y uno que otro aguardando que les apliquen el Código Procesal Penal y el Código Penal. Hoy en día, al lobo mayor tenemos que limitarnos a dictarle las más elocuentes sentencias sobre las connivencias:

La dramaturga Lynn Nottage (Nueva York, 1964) proclamó que ”El silencio es complicidad. Yo creo eso”; la senadora estadounidense Pramila Jayapal (La India, 1965) señaló que “La historia siempre ha juzgado con dureza el silencio y la complicidad en estos tiempos de trascendencia moral”, y el novelista y filósofo Albert Camus (1913-Francia-1960) apostilló que “Lo que hay que recordar en todo caso es esa complicidad secreta que une lo lógico y lo cotidiano a lo trágico”.

Por su lado, el científico/físico más reconocido del siglo XX, Albert Einstein (Alemania 1879-Estados Unidos 1955) punteó que “Si me quedara callado, sería culpable de complicidad”, y la periodista y escritora Michelle Malkin (Estados Unidos 1970) expresó que “El silencio es complicidad. Habla ahora o entrega tu terreno”. 

En tanto, el periodista y Premio Nobel de Literatura Gabriel García Márquez (Colombia 1927-México 2014) observó que “Aunque aparentaron ignorar lo que ambos sabían, y lo que cada uno sabía que el otro sabía, desde aquella noche quedaron marcados por una complicidad inviolable”.

En fin, los dos lobos obraron como hermanos mayores, no consanguíneos, en la intercambiabilidad más reservada y el perfume de una dama. El ejecutor de las artimañas creativas intentó huir allende los mares, pero quedó acordonado en un campo de aterrizaje y hoy lanza suspiros desconsolados.

Empero, el lobo gigante salta, con su memoria de elefante, como un diestro en las brazadas marítimas, burlando el cebo que lentea desde el cepo de la atarraya. Estira su lengua de duplicidad, con falsas cifras de adopción de militancia, sin un turbante en la luz dominical, y vigilante porque está consciente que -más temprano que tarde- será mordido, sin trucos ni trampas, por la mandíbula de la justicia.

jpm-am