China tacha de “falacias” informes de Xinjiang y alerta a UE sobre sanciones

PEKÍN. – China calificó este jueves de “absolutas falacias” los informes sobre la región autónoma de Xinjiang -de mayoría étnica uigur- elaborados por el antropólogo alemán Adrian Zenz y advirtió a la Unión Europea (UE) de que imponer sanciones al país asiático basadas en sus afirmaciones “tendrá consecuencias”. En una rueda de […] China tacha de “falacias” informes de Xinjiang y alerta a UE sobre sanciones .

China tacha de “falacias” informes de Xinjiang y alerta a UE sobre sanciones
AGUAJERO DIGITAL

PEKÍN. – China calificó este jueves de “absolutas falacias” los informes sobre la región autónoma de Xinjiang -de mayoría étnica uigur- elaborados por el antropólogo alemán Adrian Zenz y advirtió a la Unión Europea (UE) de que imponer sanciones al país asiático basadas en sus afirmaciones “tendrá consecuencias”.

En una rueda de prensa en el Ministerio de Asuntos Exteriores de Pekín, el vicedirector de Propaganda del Gobierno de Xinjiang, Xu Guixiang, afirmó que si la UE “interfiere en los asuntos internos” de la región “cometerá un claro error que tendrá consecuencias”.

“Contraatacaremos”, dijo, respecto a la decisión de Bruselas de aplicar sanciones a una entidad y a cuatro personas chinas anunciada este miércoles y que prevén aprobar el próximo lunes los ministros de Exteriores de los Veintisiete.

“Zenz es un ultraderechista religioso, miembro de la Fundación de Víctimas del Comunismo de EEUU, con vinculaciones con la CIA (Agencia Central de Inteligencia estadounidense)”, aseveró Xu y agregó que sus informes “están llenos de falacias y conclusiones ridículas”,

“No investiga, solo provee argumentos para las fuerzas antichinas en Occidente”, recalcó.

Los informes del controvertido antropólogo -que asegura que en esa región noroccidental de China se somete a trabajos y esterilizaciones forzadas e incluso se comete un genocidio- han sido publicados por varios medios occidentales y han servido como base para otros estudios recientes, como el publicado la semana pasada por el instituto Newlines, con sede en EEUU.

“Son una completa basura, están repletos de desinformación. Zenz fabrica y hace asociaciones que van contra el sentido común”, aseveró el responsable de Propaganda regional.

Por su parte, el portavoz del Gobierno de Xinjiang, Elijan Anayat, dijo que “llevaría muchos meses desmontar cada una de las mentiras” de los informes del alemán y consideró “increíble la atención que los medios extranjeros ofrecen a sus conjeturas”,

En este sentido, Xu destacó que la BBC -medio en el punto de mira de Pekín desde que Londres retiró la licencia para emitir a la televisión estatal china CCTV el pasado 4 de febrero- ha citado los informes de Zenz, “en nombre de la libertad de expresión, de una manera irresponsable” y acusó a la cadena británica de “mentir e incumplir la ética profesional periodística”.

Según este dirigente, varios ciudadanos de Xinjiang prevén presentar demandas contra la BBC por sus “falsas noticias” sobre el territorio, al igual que han hecho ya contra Zenz, de acuerdo con los medios oficiales chinos.

ESTERILIZACIONES FORZOSAS

Los portavoces del Gobierno local -que comparecieron en la rueda de prensa junto a representantes universitarios, religiosos y de grupos sociales de la región para desmentir los informes- aseguraron que no existe “nada parecido a esterilizaciones forzosas” en Xinjiang, tal como asegura el antropólogo alemán, que asevera que Pekín quiere reducir la población uigur en la zona.

“Cada familia puede tener dos hijos en las ciudades y hasta tres en las zonas rurales”, aseguró Xu quien dijo que la población de las etnias minoritarias en la región, incluyendo la uigur, “ha aumentado entre 2010 y 2018”.

“El crecimiento de la población de etnia uigur ha sido mucho mayor que el de los han”, señaló, en referencia a la etnia mayoritaria en China.

En este sentido, recordaron que en Xinjiang no se ha aplicado la política del hijo único, modificada en 2015 en China por la de un máximo de dos, que rige en buena parte del país.

“La esterilización forzosa es un sin sentido, no existe, cada mujer puede decidir lo que hacer”, indicó Elijang.

También declaró que el último informe del instituto Newlines -cuyo presidente, Ahmed Alwani, es a su vez vicepresidente del Instituto Internacional de Pensamiento Islámico, con sede en Washington- “está lleno de especulaciones sin sentido” y que “ninguno de las docenas de expertos citados” en el mismo “ha estado nunca en la región”.

¿CENTROS DE FORMACION VOCACIONAL O DE INTERNAMIENTO?

Respecto a los considerados por estos informes “campos de internamiento”, que China niega asegurando que se trata de “centros de formación vocacional”, los responsables de Xinjiang indicaron que las afirmaciones de Zenz son “una completa difamación”.

“Las cifras que hablan de uno o dos millones de personas en esos centros las inventó primero una ONG llamada Defensores Chinos de los Derechos Humanos, financiada por EEUU, luego un estadounidense habló en la ONU de ellas y ahora se citan como respaldas por esa organización internacional, cuando eso es falso”, alegó Xu.

“El mismo Zenz reconoció que esa cifra era una estimación y que no había ningún tipo de confirmación”, añadió.

Sin embargo, los responsables regionales eludieron concretar cuántas personas asisten en la actualidad a esos centros que consideran “de formación vocacional”.

Xu indicó que “todas las personas” que acuden a ellos, en los que se imparten clases bilingües de varias materias de formación profesional -dijo- “pueden irse a casa regularmente y los fines de semana que deseen”.

“Esos centros se basan en la ley, son como escuelas para el propósito de la desradicalización y no son diferentes de centros similares que existen en el Reino Unido o en Francia”, agregó.

Según los dirigentes regionales, entre la población de Xinjiang “es una opinión extendida que los centros han servido para la desradicalización y contra el terrorismo.

“Si esta gente, que corre el peligro de caer en la radicalización, se dejase sin atender por las acusaciones sin base de personas como Zenz, aumentaría el terrorismo en Xiniiang, que es exactamente lo que quiere la gente como él”, dijo.

TRABAJOS FORZADOS

Los informes del antropólogo alemán exponen también que en la región se somete a cientos de miles de personas a trabajos forzados, especialmente en la recogida de algodón, abundante en la zona y responsable del 80 por ciento de la producción de China y del 20 % de las exportaciones mundiales.

Zenz aduce, según Xu, que el 70 % de la recolección se hace a mano, lo que, a su juicio, “demuestra que no sabe nada de Xinjiang”, ya que “el 69,4 % se recoge de media con máquinas y en algunas partes hasta el 95 %, lo que es más barato y eficiente”, afirmó.

“Todo el mundo buscar y elige el trabajo que quiere, es otra gran mentira imaginaria que haya trabajo forzoso”, indicó.

Los responsables regionales rechazaron que exista persecución religiosa en la región y que la gente pueda ser detenida o impedida de poner en práctica sus creencias.

Zenz asegura que el 25 % de los que considera detenidos en los “campos de internamiento” lo han sido por sus creencias.

En cuanto a la llamada lista “Karakax” referente a un condado de ese nombre en la región y publicada también por Zenz -que asegura que 311 de sus residentes uigures fueron detenidos por motivos religiosos- Xu atestiguó que se trata de una lista “fabricada” por el alemán.

“Solo una pequeña parte de ellos fueron llevados a centros de formación vocacional por cometer pequeños delitos y para evitar que realizaran crímenes más graves”, dijo el responsable de Propaganda, reconociendo con ello la existencia al menos de algunos de los casos de esa lista.


China tacha de “falacias” informes de Xinjiang y alerta a UE sobre sanciones .